Juntos para proteger el cielo nocturno de la Macaronesia

El proyecto europeo EElabs lucha por el uso sostenible de la luz artificial en la Macaronesia: Azores, Canarias, Cabo Verde, Madeira e islas Salvajes.

11 marzo 2020

La pérdida de la oscuridad por el uso creciente de la Luz Artificial Nocturna (LAN) tiene un peligroso impacto en los ecosistemas naturales. Aunque esta luz puede ser tan débil que, en ocasiones, los humanos no podemos detectarla, se ha demostrado que el 30% de los vertebrados nocturnos y el 60% de los invertebrados que desarrollan su actividad durante la noche pueden estar amenazados.

La Macaronesia engloba cinco archipiélagos del Atlántico Norte, más o menos cercanos al continente africano: Azores, Canarias, Cabo Verde, Madeira e islas Salvajes.

El término procede del griego, "islas afortunadas", o isla de los Bienaventurados, la morada de los héroes difuntos según la mitología, en el extremo Occidente.

Las islas tienen muchas particularidades naturales (botánicas, zoológicas, geológicas y climatológicas) en común: son, por ejemplo, de origen volcánico y acogen una flora particularmente rica y diversa, con abundantes especies endémicas.

La región de la Macaronesia cuenta con 62 zonas de especial protección para las aves, que cubren el 30% de su superficie terrestre. Es el mayor porcentaje de todas las regiones biogeográficas de la Unión Europea. 

MacaronesiaMacaronesia: Azores, Canarias, Cabo Verde, Madeira e islas Salvajes/ Wikimedia Commons

EElabs

A finales de 2019, el proyecto de la Unión Europea Energy Efficiency Laboratories (EELabs) comenzó sus actividades para el uso sostenible de la luz artificial. El proyecto EELabs tiene como objetivo maximizar la eficiencia energética de las nuevas tecnologías de alumbrado, principalmente LED,  minimizando a su vez su impacto en la contaminación lumínica en los ecosistemas naturales de la Macaronesia. “La contaminación lumínica ya no es sólo una amenaza para la Astronomía sino para los ecosistemas nocturnos. EELabs trabajará de forma transversal para comprender el impacto de la contaminación lumínica en espacios naturales protegidos con el objetivo de definir sus riesgos y amenazas”, comenta Miquel Serra-Ricart, astrónomo del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), administrador del Observatorio del Teide y coordinador del proyecto.

EELabs propondrá actividades para adquirir un conocimiento profundo tanto de la iluminación LED como de los ecosistemas naturales macaronésicos. El fin último es lograr un crecimiento sostenible, donde el aumento de la luz artificial no comprometa los espacios naturales protegidos. Este proyecto considera el medio ambiente natural como un activo fundamental para el desarrollo de las economías locales y su adecuada protección tendrá un impacto económico positivo en el desarrollo futuro de las comunidades asociadas. 

Eclipse de Luna sobre el PN del TeidePaisaje nocturno en el PN del Teide. Eclipse Total de Luna y Tajinastes rojos -endemismo de Tenerife/ Autor: J.C. Casado @ starryearth.com

Medidas contra la polución lumínica en la Macaronesia

Para llevar a cabo su cometido, EELabs instalará Laboratorios de Polución Lumínica (LPL), que son infraestructuras ecológicas no intrusivas, en áreas naturales protegidas de la Macaronesia. Los LPLs  son una red de fotómetros y/o un alumbrado público con LED. La misión de esta tecnología es dar apoyo instrumental tanto a los investigadores del proyecto como a los de otros centros de investigación europeos.

EELabs se basa en la experiencia de la Oficina Técnica para la Protección del Cielo (OTPC) de los Observatorios de Canarias y en los instrumentos desarrollados en el proyecto STARS4ALL.

Luz Artificial Nocturna

El IAC coordina el Proyecto Eelabs

Como coordinador del proyecto, el Instituto  de Astrofísica de Canarias -IAC- apuesta por la protección de los cielos oscuros, consciente de que en la protección del cielo también se deben considerar otros criterios ambientales, culturales y sociales, más allá de la Astronomía. En los archipiélagos de las Islas Canarias, Madeira y Azores, la contaminación lumínica causa una alta mortalidad de aves marinas en cada temporada de cría, cuando las aves más jóvenes inician sus primeros vuelos hacia el océano. La conocida como “Ley del Cielo” puede ayudar a proteger los ecosistemas macaronésicos, particularmente las áreas de la red Natura 2000.

http://www.eelabs.eu/

Noticias Relacionadas

Alojamientos recomendados por Turismo de Estrellas

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. turismodeestrellas.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a turismodeestrellas.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.